purgar_radiador_recipiente

NORMAS BÁSICAS PARA EL FUNCIONAMIENTO CORRECTO DE SU CALDERA

Ya estamos en invierno y necesita que su caldera funcione a pleno rendimiento tanto para el agua caliente como para la calefacción de su vivienda. Una serie de sencillos consejos y comprobaciones bastan para que disfrute de inmediato de su calefacción con economía, confort y seguridad.

Pasos para comprobar que su sistema de calefacción funciona correctamente:

  • 1. La caldera debe estar en la posición de invierno/calefacción.
  • 2. Compruebe si tienen pilas los elementos que pueden precisarlas (termostatos, mandos, sondas, etc.)
  • 3. Encienda el termostato, recuerde que para que la calefacción funcione la temperatura seleccionada debe ser superior a la de la habitación donde se encuentra.
  • 4. Mantenga una temperatura constante y moderada. Conviene tener la calefacción entre 18 y 21ºC durante el día.
  • 5. Compruebe que los radiadores están abiertos y la ausencia de fugas en el circuito de radiadores. Con un simple examen visual usted puede comprobar la ausencia de manchas y goteos debidos a desajustes, holguras o juntas defectuosas que son un claro aviso de posibles fugas.
  • 6. Purgue los radiadores. Este sencillo proceso consiste en expulsar todo el aire que puede permanecer alojado en las diferentes zonas del circuito de radiadores dificultando el calentamiento de los mismos. Con la calefacción encendida y la presión del circuito correcta, actúe sobre todos los radiadores, uno por uno, aflojando el tornillo de purgado hasta que salga un chorro de agua o de ambos a borbotones. Un chorro continuo de agua indicará la ausencia de aire en cada radiador y el momento de cerrar su purgador correspondiente. La pérdida de aire y parte del agua del circuito puede haber provocado un descenso de la presión. Por lo tanto compruebe el manómetro y si el nivel de presión es bajo repita el llenado.
  • 7. Compruebe la presión. Antes de poner en funcionamiento la caldera compruebe que la presión de su aparato se encuentra entre 1-1.5 bar. Si la presión es baja, ponga agua al circuito empleando la llave de llenado de la caldera hasta alcanzar la presión adecuada.
    En caso de una presión superior a 2 bar reduzca la carga de agua mediante la llave de vaciado o, sencillamente, purgando un radiador.
  • Ponga la caldera en modo invierno y actué sobre el termostato demandando una temperatura más alta, con ello arrancará la caldera y tras 10 o 15 minutos los radiadores comenzarán a calentarse. Ya con la calefacción en marcha compruebe en el manómetro de la caldera la presión de agua de la instalación está entre 1 y 2 bar.
    Si es más alta la presión, una vez fría la instalación, proceda como al inicio reduciendo la cantidad de agua del circuito. Si por el contrario, incluso en caliente está cerca de 1 bar, proceda a introducir agua hasta alcanzar la presión de 1 bar.

ESTAS SON UNOS SENCILLOS PASOS BÁSICOS PARA UN FUNCIONAMIENTO OPTIMO DE SU INSTALACIÓN.

SI AUN ASÍ TIENE ALGÚN PROBLEMA O PREFIERE QUE UN TÉCNICO ESPECIALIZADO HAGA LAS COMPROBACIONES PERTINENTES Y UNA CORRECTA REVISIÓN Y LIMPIEZA DE SU APARATO PÓNGASE EN CONTACTO CON VILKEN O DIRECTAMENTE CONTRATE NUESTRO SERVICIO DE MANTENIMIENTO ANUAL A TRAVÉS DE ESTA WEB.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *